Primeros pasos: Velocidad y diafragma

Aprende fotografía

Independientemente del tipo de cámara que uses, hay dos conceptos que son fundamentales para entender cómo funciona la fotografía. Seguramente hayas escuchado hablar de velocidad de obturación (shutter speed en inglés) y de apertura de diafragma (aperture). Pero, ¿qué son el obturador y el diafragma y por qué son tan importantes para aprender a hacer buenas fotografías?

¿Qué es el diafragma?

Imaginemos que la cámara es un ojo. El diafragma sería la pupila. Como bien sabemos, cuanto más dilatada está una pupila mayor cantidad de luz entra por ella. Es por eso que con baja luz nuestras pupilas se dilatan. Cuando, por el contrario, nos exponemos a una gran fuente de luz (como podría ser un día muy soleado a medio día) nuestras pupilas se contraen para compensar la cantidad de luz. El diafragma funciona de la misma manera: cuanto más abierto, mayor cantidad de luz entra por él. Esto conlleva unas diferencias que mencionaremos más adelante y que tienen que ver con la parte de imagen que aparece enfocada. Pero de momento nos centraremos en entender esta idea.

¿De qué sirve, por lo tanto, poder controlarlo?

Saber cómo funciona el diafragma nos permite ajustarlo para conseguir la iluminación correcta en cualquier situación de luz. En el modo manual de nuestras cámaras a menudo nos permite elegirlo. En las cámaras réflex manuales en dial de diafragma suele encontrarse en el propio objetivo. Cierto es que estas cámaras están ya en desuso y con las más nuevas podremos cambiar el valor del diafragma con alguna de las ruedas de nuestra cámara. Para identificar dónde se encuentra tenemos que saber que su valor equivale a un número F. Los diafragmas más comunes van desde F2.8 (el más abierto y por tanto el que más luz deja pasar) a F22 (el más cerrado y por tanto el que menos luz deja pasar).

Diafragmas cámara

En los teléfonos móviles que nos permiten un modo manual a menudo podemos también seleccionar un diafragma concreto para cada toma, lo que nos permitirá decidir si queremos nuestra foto más o menos luminosa.

¿Qué es la velocidad de obturación?

Si bien el diafragma equivaldría a la pupila en el ojo humano, podríamos equiparar el obturador al párpado. ¿Quién no ha jugado a parpadear como si su ojo incorporase una cámara y pudiese congelar un momento sólo cerrando los ojos y volviéndolos a abrir? El obturador de la cámara es lo que se interpone entre la luz exterior y la superficie sensible. Cuando está cerrado impide que entre luz en el sensor, que es la superficie sensible que captura la imagen.

camera parts

En el momento del disparo el obturador se abre y cierra a una velocidad que puede ir desde más de 1s hasta menos de 1/1000s. Es por eso que la velocidad la veremos representada por fracciones o bien tan solo por el denominador (el número inferior en la fracción). Así, una foto disparada a 60 equivale a 1/60 segundos.

¿Para qué sirve aprender a controlarla?

A mayor velocidad de obturación, menos luz entra en la fotografía. Es por eso que deberemos compensar velocidad y diafragma para que nuestra fotografía esté correctamente expuesta y tenga un buen balance entre luces y sombras. También deberemos pensar en qué es lo que vamos a fotografiar: si queremos sacar una foto de algún elemento en movimiento nos conviene utilizar una velocidad más rápida (por ejemplo 1000) para congelar correctamente este movimiento.

Si por el contrario lo que quieres es dejar que los elementos de la foto (luces, agua, etc) dejen su impronta y su movimiento en la imagen, puedes utilizar velocidades lentas que registren todo el movimiento en una sola instantánea (los faros de unos coches convertidos en líneas rojas, el agua de una fuente convertida en un manto, etc). Las velocidades lentas también sirven para conseguir imágenes más iluminadas cuando tenemos una situación de luz escasa.

Tendremos que tener cuidado de elegir la velocidad correcta para no tener elementos movidos en caso de utilizar una baja velocidad. Dependiendo de la cámara que utilicemos es arriesgado disparar a velocidades inferiores a 30 sin trípode debido a que nuestro propio pulso puede generar un movimiento indeseado o trepidación.

Velocidad de obturación

En el próximo post explicaremos las diferencias de enfoque según el diafragma que elijamos para conseguir el efecto deseado en cada fotografía.

3 comentarios en “Primeros pasos: Velocidad y diafragma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s